lunes, 18 de junio de 2012

Tan ideal que la matarías

La estaba mirando sentada en la mesa de al lado: Madrid, agosto, 35 grados... ella no sudaba. Uñas nude sujetando delicadamente una copa de Sanpellegrino con unas hojas de hierbabuena flotando. Mientras mi maquillaje se descomponía derretido al sol y mi escote transpiraba estilo Ebro, ella parecía acariciada por una brisa primaveral cualquiera... indignada me paré a observar más detenidamente: ¡no podía ser cierto lo que veían mis ojos! Derrumbado en una silla junto a esta copia castiza de Audrey Hepburn, ni más ni menos que el Hermes de mis sueños!! Y, ¿eso que estaba viendo eran unas suelas rojas bajo unos stilettos plateados? Mi indiganción crecía... ¿Qué sería lo siguiente? Al levantarse lo vi, sin ninguna vergüenza esta chica se paseaba por Madrid con el perfecto LWD... impoluto, (como ella), sin arrugas o imperfecciones (como ella), lleno de un estilo y un chic libre de todo esfuerzo que me hizo pensar... ¿No es tan ideal que la matarías? ¿no la matarías estilo Dexter con mucha premeditación?. si yo fuese ella... estaría tomandome un café con leche y me habría salpicado toda la delantera del vestido y de camino se me habría corrido el rimmel hasta las patillas, estilo mapache.


Por esas bitches que nos inspiran. So lovely, so chic, so perfectas... que aunque la envidia nos corroe no podemos evitar decir "Que ideal es la muy biatch”, “Es tan ideal que la mataría”… T.I.Q.M.!!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...